Grupo Atlas recibe la certificación ISO 27001 en seguridad de la información

 

Recientemente, fue otorgada a Atlas Seguridad la certificación oficial ISO/IEC 27001 de 2013, esta certificación es una norma que especifica los requisitos para planificar, implantar, revisar y mejorar la seguridad de la información, garantizando la confidencialidad, integridad y disponibilidad de la información, así como de los sistemas que la procesan.

La información es uno de los activos más valiosos que tiene tu empresa y la pueden impulsar o destruir dependiendo de la forma en la que se use. Por eso, para nosotros es de vital importancia ayudar a tu organización a proteger y asegurar la continuidad y prosperidad de tu negocio.

Últimamente ha incrementado la cantidad de incidentes de seguridad de la información a nivel empresarial, que pueden afectar de forma negativa el progreso de tu negocio y que tienen un impacto económico, legal y de imagen, de ahí la importancia para Atlas Seguridad al recibir esta certificación, puesto que fortalece su compromiso con la protección de información de sus colaboradores, clientes y aliados.

Además, fortalece el acompañamiento en la necesaria implantación de un Sistema de Gestión de la Seguridad de la Información (SGSI) en las empresas de nuestros clientes.

¿Por qué es importante proteger la información?

La información de tu empresa puede filtrarse de muchas maneras, no siempre se recurre a un gran ataque informático ni a algoritmos complejos para acceder a sus servidores, el 97% de estos ataques son llevados acabo con simples trucos conocidos como “Ingeniería Social”.

Estos son algunos de los más usados:

Pretexting: los ladrones usan algún pretexto, como “préstame tu computador que me quedé sin batería y necesito revisar mi correo”, así aprovechan para instalar códigos maliciosos.

Dumpster diving: ten cuidado con lo que tiras a la basura, tal vez los documentos que botaste contengan información sensible para los intereses de la empresa.

Baiting: no confíes en memorias USB abandonadas.

Phishing: los ladrones usan correos electrónicos fraudulentos o páginas web falsas para que las personas revelen información personal como contraseñas, números de cuentas bancarias o datos de tarjetas de crédito.

Vishing: generalmente por medio de una llamada se nos hace creer que el banco nos requiere ir a alguna página web, que simula ser del banco, para que introduzcamos datos confidenciales, de esta manera buscan suplantar nuestra identidad.

Por eso es de gran importancia que tu empresa cuente con buenas prácticas en el de manejo y el cuidado de la información y así prevenir un intento de ataque cibernético.

Para conocer más información sobre Seguridad de la Información, contacta un asesor del Grupo Atlas.

Nuevo llamado a la acción

Artículos recientes

Nuevo llamado a la acción